Uno de los últimos retos a los que nos hemos enfrentado ha sido el tratamiento de las aguas procedentes de la fabricación del hummus.

Además el complejo tratamiento del agua, debido a su alta carga contaminante, y el alto contenido en aceites y grasas, la generación de olores era un handicap que se tenía que resolver de forma imprescindible debido a que les causaba problemas con los vecinos.

Otro de los problemas que tenían era los ruidos. Con esta planta desarrollamos un sistema de depuración que mezclaba el tratamiento biológico con tratamiento físico químico. Conseguimos cumplir los parámetros de vertido que exigía el organismo municipal y eliminar por completo los problemas de olores y ruido a través de un sistema que integramos en la depuradora.

Actualmente con un campo de fútbol pegado a la depuradora y un núcleo urbano a escasos 50 metros no han vuelto a tener problemas con los vecinos.

 

EQUIPO EN LA PLANTA
 IMG_2946

 

EQUIPO CONECTADO A LAS TUBERÍAS DE LA PLANTA
 IMG_2948

 

EQUIPO EN FUNCIONAMIENTO
 IMG_2911